Dos poemas

Ago 4 • Ficciones • 3240 Views • No hay comentarios en Dos poemas

POR ANTONIO RIESTRA 

 

Domicilio

Bajo aquella mesa,

bajo el piso cuadriculado que la sostiene,

como desde un cielo,

se desbarranca una ciudad.

Muchísimo polvo la rodea. No se sabe,

nadie se explica, ni entiende,

de dónde ha venido a parar ahí.

-Sobrepoblada de símbolos

se ha roto las orillas-.

¿Quién puede observarlo,

quién, dolorosamente,

puede levantar, siquiera una migaja,

de sus ruinas?

 

 

El cursi

Ahora que el amor

te ha tocado

has de llegar al fondo:

sea tu nombre ese nombre

que en los poemas

ya he puesto. Porque tú

hiciste lo posible,

sin que otro, que bien podría

ser yo mismo,

augurara tal hecho.

Y ahora que estás aquí

y que el silencio nada roba

y que las palabras siguen

diciéndote,

hallo la manera, acaso.

 

 

 

 

 

 

« »