El africano en Groenlandia, de Kpomassie

Nov 22 • Lecturas, Miradas • 1261 Views • No hay comentarios en El africano en Groenlandia, de Kpomassie

/

En El africano de Groenlandia, Tété-Michel Kpomassie cuenta la historia del viaje a través del mundo que le cambio la vida

/

POR DIEGO QUIÑONES 

 

Las aventuras de los exploradores que quieren llegar a nuevos lugares sin nada más que la voluntad de hacerlo, pueden terminar siendo una historia que se documente en libros, cine, entre otros medios. Un ejemplo lo podemos ver en el libro Into the wild (1996) de Jon Krakauer que, en 2007, se convirtió en una película con el mismo nombre, dirigida por Sean Penn y protagonizada por Emile Hirsch.

 

 

Into the wild se basa en la vida de Christopher McCandless un joven recién graduado de la universidad que no está satisfecho con la vida superficial que le han intentado inculcar sus padres y emprende un viaje sin retorno a Alaska con sólo un libro de guía de supervivencia y el deseo de cumplir su sueño.

 

Otro de los ejemplos es el libro El africano de Groenlandia (1981) de Tété-Michel Kpomassie que fue traducido en 2016 por la editorial Turner, obra en la cual el autor cuenta su propia historia sobre las aventuras de su viaje de Togo a Groenlandia.

 

 

Tété-Michel Kpomassie es un explorador africano que con menos de 15 años huyó de Togo para hacer un travesía que le cambió la vida y le enseñó todo lo que ahora conoce. De niño se cruzó con Les Esquimaux du Groenland à l’Alaska de Gessian Robert, un libro que desde el primer momento en que empezó a leerlo le dio la idea de viajar a Groenlandia y formar parte de la tribu Inuit.

 

 

Después de dejar su aldea tardó varios años en salir de África, durante la marcha aprendió distintos idiomas y esto le dio la oportunidad de trabajar como traductor en las embajadas para conseguir dinero que le permitiera continuar avanzando hacia su objetivo.

 

 

Kpomassie vivió en Francia, Alemania y Dinamarca en estos países hizo muchas amistades que le enseñaron distintas culturas y que, por su carisma, se ganó su confianza logrando así que lo apoyaran con el hospedaje, el trabajo y en ocasiones con dinero.

 

 

Después de poco más de seis años de traslado consiguió un navío que lo llevara a Groenlandia. “Me preocupaba cuál sería su primera reacción al verme descender del barco… ¡un negro! Jamás habían visto un hombre de mi raza”, comenta el autor quien comenzó su aventura en los pueblos de los Inuit, donde aprendió sus costumbres y su manera de sobrevivir, pues sin duda la diferencia es enorme entre su país natal y su nuevo hogar por elección.

 

 

El africano de Groenlandia además de tener un significado emocional es un libro que documenta el choque de dos culturas completamente distintas y la adaptación de un hombre en los contantes cambios de estilo de vida. La narración de Kpomassie fluye de una manera natural que permite adentrarse fácilmente a la historia y disfrutar de esta obra.

 

 

El africano de Groenlandia, de Tété-Michel Kpomassie; Turner, España; 2016, 323 pp.

« »