El libro de la sombra; aforismos de Don Paterson

Abr 22 • destacamos, Ficciones, principales • 876 Views • No hay comentarios en El libro de la sombra; aforismos de Don Paterson

 

Para el escritor escocés, el aforismo no es la manía de hablar profundamente sobre asuntos triviales, esa confusión de la grandeza del pensamiento con la grandilocuencia. En El ojo y las sombras, que recién publica Cuadrivio, el poeta ejemplifica, con agudeza cortante, la otredad

 

POR DON PATERSON
El descenso y el vuelo son sensaciones idénticas en todo, salvo en el detalle final. Recordémoslo al ver a esos enamorados de su propia caída.

 

El momento definitorio en la vida de un hombre llega cuando se mira al espejo y encuentra a su padre mirándole desde ahí; sin embargo, hay un día aún más terrible del que raramente se habla: cuando se mira desnudo frente a un espejo de cuerpo completo y entonces lo que ve es a su madre…

Todo lo que se mueve es fantasmal.

El día no existe. El sol interrumpe una noche continua.
Nuestros ancestros estaban en lo correcto: el sol nos abandona.

Casi todo en este cuarto te sobrevivirá. Para este aposento,
tú ya eres un fantasma, una cosa blanda y patética yendo y viniendo.

De pronto nada que yo hiciera podía impresionarla.
La palabrería deslumbrante, los halagos sublimes,
los poemas y canciones que puse a sus pies…
Empecé a temer lo peor: que, si era amado,
era amado tan sólo por mí mismo.

Toda amistad demanda lealtades que requieren pequeñas traiciones a otra amistad. Es imposible tener más de diez amigos verdaderos.
Si tienes veinte, ninguno podría confiar en ti, ni debiera.

Un abismo perfectamente humano:
–En ese entonces te sentía tan cerca…
–¿De veras?

 

FOTO: Don Paterson. Crédito de imagen: Simone Padovani/Getty Images

« »